Daniel Lacalle

Madrid, ¿puede atraer empresas de la City?

Disminuir tamaño de fuente Aumentar tamaño de fuente Texto Imprimir esta página

Link al vídeo de Mediaset

Hace unas semanas, en Londres, comentábamos en la CNBC que la medida más importante tomada por el gobierno británico ante el riesgo de impacto económico por el Brexit ha sido bajar el Impuesto de Sociedades al 15%. Mitiga el riesgo de fuga de empresas y desde luego, sirve de acicate para que las pymes y empresas grandes asentadas en el país sigan operando sin tener que sufrir una carga impositiva excesiva. Fue entonces cuando se vieron los dos autobuses de la Comunidad de Madrid paseando por Westminster y anunciando las bondades de la región para las empresas.

La Comunidad de Madrid, en particular, puede beneficiarse mucho de la atracción de las que decidan asentarse fuera del Reino Unido. Tiene unas infraestructuras espectaculares, comunicación privilegiada con Latinoamérica y África, edificios relativamente baratos, profesionales cualificados, servicios excelentes y un nivel de calidad de vida muy alto. Tiene, además un régimen impositivo atractivo, que la sitúa por encima de París o Milán como posible capital de atracción de inversión. Y esa es la clave. Debemos eliminar la mentalidad de ver a las empresas como cajeros y que los que no producen pongan palos en las ruedas a los que sí lo hacen. Una fiscalidad que piense en los ingresos que recibiremos si crecemos y atraemos más inversión y empleo, no en rascar lo poco que quede.

Atraer empresas de servicios financieros es esencial para mejorar el patrón de crecimiento. Supone una pantalla hacia el mundo, una lanzadera que afecta positivamente a la diversificación y desarrollo de la financiación a la economía real, a la mejora de salarios por actividades de apoyo y servicio, y al desarrollo tecnológico. Ser una capital financiera no es solo tener bancos. No es una casualidad que Tokyo, Nueva York, Singapur o Hong Kong luchen como sea por mantener sus centros financieros fuertes y con atractivo. Tienen un impacto sobre la marca del país, sobre la imagen, enorme. Y además tiene un verdadero efecto multiplicador sobre la inversión y la financiación de todos los sectores. Lo contrario… Ya lo conocemos. Tenemos una oportunidad magnífica para seguir siendo un ejemplo mundial. No solo tenemos las herramientas, sino todos los ingredientes. Que no lo estropee un comité de defensores del estancamiento.

8 Respuestas a Madrid, ¿puede atraer empresas de la City?

  1. Antonio 5 septiembre, 2016 a 3:39 pm

    La oportunidad es ideal pero me temo que el comité del estancamiento volverá a estar ahí para hacer de las suyas.

    Responder
    • Fernando 6 septiembre, 2016 a 10:39 am

      Bua, está usted muy retrasado en lo que a terminología del cambio se refiere. Ahora se llama comité para el empoderamiento social anti fascista y contra el heteropatriarcado.

      Pero tiene usted razón, si lo fiamos a estos que gobiernan la capital, muy lejos está la opción.

      Responder
  2. angel 6 septiembre, 2016 a 12:41 pm

    el problema es el bajo, bajísimo nivel de inglés de España en general. un ejecutivo australiano, por ejemplo, que trabaje para cualquier multinacional no se va a preocupar en aprender el idioma para poder pedir un café o comer en un restaurante, por no hablar de la pobre impresión que da, creo que por ello no va a salir adelante esta oportunidad.

    Responder
  3. jaime 7 septiembre, 2016 a 6:27 am

    Si pensamos en que no saldrá. No saldrá.
    La alcaldía de Madrid está en manos de quien está gracias al PSOE, pero no veo presiones todos lo días para quitarles el apoyo y tal vez ahí estemos haciendo algo mal.

    Responder
    • Ellie 6 enero, 2017 a 6:23 pm

      ¿Preferiría usted que la alcaldía estuviera en manos del PP? ¿De la señora E. Aguirre? O mejor dicho, ¿de sus mamandurrias? Ya tuvo la oportunidad de gobernar la Comunidad de Madrid. Y la dejó echa una pena, con una ciudad de la Justicia que no sirve y una deuda que no para de subir. Y cruce los dedos porque la señora C. Cifuentes sea capaz de reducirla (tengamos fe en que si). Cosa que, curiosamente y por lo que se lee en algunos medios, está haciendo la alcaldía. A usted quizá le importe el color del partido que gobierm¡ne, para mi eso es secundario.

      Responder
  4. Javier Lopez 7 septiembre, 2016 a 6:04 pm

    De verdad tenemos alguna oportunidad?
    Acabo de volver a Manchester (de mi teclado ingles, mi falta de tildes, sorry), despues de unas vacaciones en España.
    Me fue imposible quedar a una hora con el que organizaba mi boda -y que este estuviera a tiempo-, reclamar un servicio no prestado por una agencia de transporte, reclamar comisiones ilegales del banco y asi, sucesivamente.
    España, mal que nos pese, es un pais de pandereta y zambomba -y no vean como lo lamento-, pero es la pura realidad.
    Es un pais donde productividad es igual (solamente) a bajada de salarios.
    De verdad tenemos la oportunidad de cobijar a empresas con aspiraciones globales?? Lo dudo. Y lo lamento. Muchisimo.

    Responder
  5. Jesús 11 noviembre, 2016 a 1:02 pm

    Yo creo que no podremos atraer más que a algún despistado por la razón de que en Londres, desde siempre, se permiten operaciones financieras de dudosa legalidad y se mira para otro lado y esa es la razón principal para que tantísimas empresas estén allí afincadas.

    Ni con ventajas fiscales, ni por infraestructuras ni por ninguna razón veo posible que Madrid, París o cualquier otra ciudad de la Unión Europea interesada en respetar la legalidad vigente le pueda arrebatar a Londres el primer puesto como capital económica de Europa.

    Y ahora que quieren quedarse aislados mucho mejor para que las empresas que permanezcan hagan y deshagan a su antojo con todo tipo de chanchullos fiscales y competencia desleal ahora que dejarán de estar controlados por la UE, sólo hace falta recordar todos los paraísos fiscales que Reino Unido tiene repartidos por el mundo y terminar de convertir su capital en uno más.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *