Los precios no bajan y España se empobrece

Es vergonzoso que la propaganda gubernamental diga que “los precios llevan bajando cuatro meses”. El IPC al 6,8% no dice que bajen los precios, dice que se modera el ritmo de subida.

Pero es que ese dato de noviembre se acumula sobre un IPC del 5,5% en noviembre de 2021.

Si una persona engorda diez kilos un año y ocho el siguiente, no adelgaza.

Incluso si usamos el cálculo oficial del IPC, la subida de precios en solo dos años supera el 13,1%.

Ninguna familia española ha visto bajar los precios de lo que consume, tampoco el de la electricidad.

Los españoles han perdido más de un 13% de poder adquisitivo en dos años y por eso tenemos el índice de Okun de paro e inflación –índice de miseria- entre los más elevados de la Unión Europea.

Seguir leyendo Los precios no bajan y España se empobrece

El tope al gas y la política de la UE benefician a China y Rusia


«The devil made me do it the first time, the second time I did it on my own.»

Billy Joe Shaver.

Hace solo 15 años, la Unión Europea producía más gas natural de lo que exporta Rusia. Repetir los errores del pasado y continuar con una política energética intervencionista y fallida solo va a empeorar lo que ya es una crisis estructural.

El tope al gas y la política de la UE benefician a China y Rusia

Los problemas de altos precios de la electricidad y gas en Europa no son culpa del mercado, sino de una estructura de costes absolutamente endiablada donde el consumidor paga impuestos encadenados, el coste de las emisiones de CO2 -un impuesto encubierto- y subvenciones y otros costes regulados crecientes. Más del 60% de la tarifa son impuestos y costes regulados.

Europa no puede «topar» el precio del gas y el petróleo igual que no puede convertir el agua en vino. En un mercado global, lo único que haría es crear una enorme subvención que se paga después con mayores tarifas o más impuestos. En España sabemos el error monstruoso que supuso el déficit de tarifa y esto sería crear uno igual pero gigantesco.

Seguir leyendo El tope al gas y la política de la UE benefician a China y Rusia

España no crece, se endeuda con unas cuentas insolventes

wonder who’s crying now». Steve Perry.

La deuda de las Administraciones Públicas ha alcanzado un nuevo récord histórico superando los 1,5 billones de euros, el 116% del PIB. Es mucho peor, los pasivos totales, que incluyen la deuda que compran las propias Administraciones, son de casi dos billones de euros (1,97 billones según el Banco de España), más del 150% del PIB.

España no crece, se endeuda con unas cuentas insolventes

En un año con ingresos récord, tipos bajos y todo el viento de cola, la tasa de crecimiento de la deuda pública es de un 5% en términos interanuales, mientras el rebote de la economía se sitúa en un 4,5% estimado. España no crece, se endeuda. Y la comparativa es todavía peor, porque estamos comparando el rebote del PIB del conjunto de la economía con el aumento de deuda de un solo agente, el sector público, que sigue inflándose hasta superar el 50% del PIB.

Seguir leyendo España no crece, se endeuda con unas cuentas insolventes

Los indicadores del Ministerio de Economía reflejan la contracción que el gobierno niega

Los indicadores del Ministerio de Economía reflejan la contracción que el gobierno niega

Los indicadores del Ministerio de Economía reflejan la contracción que el gobierno niega

La AIReF ha alertado sobre el riesgo de recesión de la economía española con caída del PIB en el cuatro trimestre de 2022 y primero de 2023. No están solos. Es una estimación que ya incorpora una parte relevante del consenso de analistas que recopila Focus Economics. La ministra de Economía, Nadia Calviño, rechazaba categóricamente el riesgo en Bloomberg y afirmaba que “España no entrará en recesión” y “los indicadores económicos no apuntan” a ese peligro.

Sin embargo, si atendemos a los indicadores adelantados que publica el Ministerio de Economía (actualizados a 24 de octubre), sí que apuntan a una contracción evidente.

Seguir leyendo Los indicadores del Ministerio de Economía reflejan la contracción que el gobierno niega