Archivo de la categoría: Colaboradores

El mercado laboral en los 2.381 días de Rajoy

EL MERCADO LABORAL EN LOS 2.381 DÍAS DESDE QUE RAJOY LLEGÓ AL GOBIERNO.

 

Por Guillermo Julio Sáez

 

2381 días han pasado desde que Mariano Rajoy ganara sus primeras elecciones en 2011. Su llegada a La Moncloa coincidía con el cuarto año de crisis económica y un mercado laboral que expulsaba a 1.680 personas cada día, una estructura salarial inflada por las distorsiones de la burbuja inmobiliaria sobre la demanda interna y un tejido empresarial sin los mecanismos necesarios para adaptarse al nuevo contexto económico que lastraba su competitividad.

Sin embargo, en la sociedad ha calado el mensaje de que el desastre empezó con la llegada del PP al Gobierno. Este hecho, principalmente se debe, a la mayor sensibilización de la sociedad con la política y a la generalización del uso de las redes sociales, donde la izquierda mediática siempre ha ido un paso por delante, manejando los medios donde las nuevas generaciones víctimas de los efectos de la crisis pasaban las horas mientras eran bombardeados por la nueva forma de activismo político. La globalización les dio el arma y ellos la usaron. Y ya lo dijo Goebbels parafraseando a Lenin:

 

“Una mentira repetida mil veces se convierte en verdad”

 

Y así ha sido, desde los medios y partidos políticos se han repetido decenas de consignas, que aunque los datos las desmientan, han sido interiorizadas como una verdad. Estas se han utilizado para atacar a un gobierno centrado en lo económico para no pensar en lo que les rodeaba.

Ahí van una serie de datos sobre el mercado laboral que contradicen muchas de las ideas que se han repetido durante los últimos años.

 

 

  1. La Reforma Laboral del PP solo ha generado paro y precariedad.

 

–       La Reforma Laboral fue aprobada en Febrero de 2012 y no entró en vigor de forma definitiva hasta Junio de 2012. En aquel momento en España había 17.758.500 trabajadores, mientras que a cierre del primer trimestre de 2018 había 18.874.200 trabajadores. A la entrada en vigor de la Reforma Laboral, 15.152.500 tenían trabajo a Jornada Completa, en la EPA 1T 2018, 16.059.900 trabajadores tenían un trabajo a Jornada Completa. Del mismo modo, 11.271.800 asalariado disfrutaban de un contrato indefinido, mientras que a finales del primer trimestre de 2018 había casi medio millón más de asalariados con contrato indefinido.

 

  1. Las políticas del PP han dejado sin futuro a los jóvenes.

 

–       A finales de 2011 el paro juvenil en España rozaba ya el 50% y a pesar de que en los siguientes años todavía repuntó más, desde hace 3 años, el mercado laboral vuelve a demandar a nuestros profesionales más jóvenes. Esto ha provocado un descenso significativo, pero todavía en unos niveles inaceptables del 36%.

 

  1. La Reforma Laboral ha destruido el futuro de las familias españolas.

 

  • A inicios de 2012, en nuestro país, 1.728.400 hogares tenían a todos sus miembros activos en el paro. A inicios de 2018, esta cifra había descendido hasta 1.241.800 hogares. Del mismo modo, el número de hogares con todos sus miembros activos ocupados ha pasado de 8.593.700 a 10.169.300 hogares.

 

  1. La recuperación del mercado laboral ha excluido a las mujeres.

 

–       A la llegada de Mariano Rajoy al Gobierno, en España trabajaban 8.172.800 mujeres. A inicios de 2018, había 8.590.200 mujeres ocupadas, situándose en los mismos niveles de ocupación que en el año 2008, mientras que la ocupación entre los hombres no ha conseguido recuperar los niveles de 2008. Principalmente se debe a que el estallido de la burbuja inmobiliaria provocó la destrucción de miles de empleos ocupados principalmente por hombres.

 

  1. El PP ha convertido España en un país turístico al servicio de Europa.

 

–       Una de las consignas más clasistas que se ha empleado durante la crisis se ha lanzado para etiquetar a España como “un país de camareros” al servicio de nuestros vecinos europeos. Sin duda, nuestro país ha vivido un repunte del sector turístico por motivos geopolíticos de los principales destinos, pero afirmar que es lo que ha sustentando la recuperación es totalmente falso, puesto que la hostelería ha aportado a nuestro país 217.700 empleos, al pasar de 1.340.800 a finales de 2011 a 1.558.500 a inicios de 2018.

 

 

Estos son solo algunos de los datos que desmienten los ataques lanzados contra el Gobierno del PP en materia de empleo. Por ello, y con razón, Rajoy pudo despedirse de los españoles afirmando irse orgulloso de haber dejado una España mejor de la que se encontró. Los datos le avalan.

 

 

 

 

El origen del dinero y el intercambio como base de la vida económica

¿Cómo fue el comienzo de la moneda? Claro es que Robinson Crusoe no tenía necesidad alguna de moneda. No hubiera podido alimentarse con piezas de oro. Tampoco Crusoe y Viernes, para intercambiar, pescado por madera, tenían por qué preocuparse del dinero. Pero cuando una sociedad se expande más allá de unas pocas familias, queda preparado el campo para que aparezca la moneda.

Por ello, para explicar el rol de la moneda debemos remontarnos aún más atrás y preguntarnos: ¿cuál es el motivo de que se introduzca el intercambio entre los hombres? El intercambio es la base principal de nuestra vida económica. Sin intercambio, no existiría economía verdadera y tampoco habría sociedad. El intercambio es un acuerdo entre A y B para la transferencia de los bienes o servicios del uno a cambio de los bienes o servicios del otro y resulta obvio que en el intercambio voluntario ambas partes esperan beneficiarse, ya que cada uno atribuye mayor valor a lo que recibe que a lo que entrega en cambio.

¿Por qué tendrá que ser el intercambio algo tan universal en la especie humana? Fundamentalmente, a causa de la gran variedad que existe en la naturaleza: la variedad en el hombre, y la diversidad en la ubicación de los recursos naturales. Todo hombre posee un conjunto diferente de habilidades y aptitudes, y todo lote de terreno está dotado de características peculiares, que son únicas, de sus propios recursos distintivos. La especialización permite que cada hombre desarrolle su mejor habilidad, y hace posible que cada región desarrolle sus propios y particulares recursos naturales. Si ninguno pudiera intercambiar, si todo hombre estuviera forzado a ser completamente autosuficiente, es obvio que apenas podríamos mantenernos con vida. El intercambio no sólo es la sangre vital de nuestra economía, sino de la civilización misma.

Sin embargo, el intercambio directo de bienes y servicios (trueque) alcanzaría escasamente para mantener a una economía por encima del nivel primitivo. Si bien el trueque es positivo, sólo es algo mejor que la autosuficiencia pura. Sus dos problemas fundamentales son la indivisibilidad y la falta de coincidencia en las necesidades. De modo que, si un granjero tiene un arado, que desearía cambiar por huevos, pan y un traje, ¿cómo podría hacerlo? ¿Acaso podría partir su arado y dar un pedazo a un granjero y otro a un sastre?

Aun en el caso de que los bienes sean divisibles, generalmente resulta imposible que dos personas dispuestas a intercambiar se encuentren entre sí en un momento dado. Pero el hombre, en su interminable proceso de prueba y error, descubrió el camino que posibilita alcanzar una economía de gran expansión: el intercambio indirecto. Mediante el intercambio indirecto, uno vende su producto, no a cambio de un bien que se precisa directamente, sino a cambio de otro bien que, a su vez, es vendido a cambio del bien que uno necesita. A primera vista, esto parece una operación imprecisa y tosca. Pero en realidad constituye el maravilloso instrumento que permite el desarrollo de la civilización.

Considérese el caso del productor de huevos A, que quiere comprar los zapatos que fabrica B. Ya que B no necesita los huevos que A produce, éste, al descubrir que lo que B necesita es manteca, cambia huevos por manteca elaborada por C, y la vende a B, a cambio de zapatos. Compra la manteca, no porque la necesita, sino porque valiéndose de ella podrá conseguir sus zapatos. Así, la superioridad de la manteca reside en su mayor comerciabilidad. Si un bien es más comerciable en el mercado que otro, si todo el mundo está convencido de que se puede vender más rápida y fácilmente, habrá mayor demanda de él, porque será usado como medio de intercambio. De este modo, dicho bien se convertirá en el medio a través del cual una persona especializada puede intercambiar lo que produce por los bienes producidos por otros productores especializados.

Esto es, el bien en cuestión se ha convertido en el medio de intercambio indirecto. En toda sociedad, son los bienes más vendibles los que gradualmente quedan elegidos para desempeñar el papel de medio de intercambio indirecto. A medida que aumenta su requerimiento como medio de intercambio, crece la demanda de tales bienes en razón de la finalidad para que son utilizados, y así se convierten en más comerciables aún, lo cual genera un círculo virtuoso sobre dichos bienes.

Finalmente, una o dos mercaderías llegan a utilizarse de modo generalizado como medio de intercambio indirecto, motivo por el cual terminan recibiendo la denominación de moneda o dinero. Históricamente se registró la utilización de muchos bienes como medio de intercambio: el tabaco, el azúcar, la sal, el ganado, los clavos, el cobre, los cereales y hasta el whisky. A través de los siglos, dos mercancías: el oro y la plata, han sobresalido en la libre competencia del mercado, para convertirse en moneda, y desplazaron a todos los demás artículos. Ambos han presentado una comerciabilidad única, tienen gran demanda como artículos de ornamentación y llegan a la excelencia en cuanto a las demás cualidades necesarias.

A su vez, la plata, por ser más abundante relativamente que el oro, ha sido considerada más útil para los intercambios menores, en tanto que el oro ofrece más utilidad para las transacciones de mayor valor. En todo caso, lo importante es que, por cualquier razón, el mercado libre, en un proceso selectivo, ha encontrado que el oro y la plata fueran las mercaderías más eficientes para servir de moneda.

Qué está detrás de abrir un Canal Humanitario en Venezuela

Qué está detrás de abrir un Canal Humanitario en Venezuela

Colaboración realizada por Diego Arria

Qué está detrás de abrir un Canal Humanitario en Venezuela“Me atrevo a decir que vemos con preocupación la solicitud de un canal humanitario abierto para Venezuela, sobre el supuesto de una crisis humanitaria y todos sabemos, los que estamos vestidos aquí de verde patriota, lo que significa y lo que está detrás de una intervención de carácter humanitario. Detrás de esta petición está la intervención desnuda, es el injerencismo descarado sobre un Estado. Yo, como ministro, fijo posición porque se trata de la seguridad y la defensa de la patria”. Así lo afirmó el ministro de la Defensa de Venezuela, el General Vladimir Padrino López. Seguir leyendo Qué está detrás de abrir un Canal Humanitario en Venezuela